Yo no soy una dirección IP


No somos direcciones IP. Aquellos que esgrimen que somos un número en Internet no comprenden la complejidad de la identidad en el mundo digital. Los defensores del copyright —esos promotores de la cacería de brujas y el macartismo 2.0— defienden que se puede convertir esta serie de números en el nombre de un ciudadano para acusarlos de un crimen (e incluso, prejuzgarlo como culpable). Por fortuna, hay gente que aprende de los errores, como el juez Harold Baker.

Leer más

Anuncios

Un comentario en “Yo no soy una dirección IP

  1. Según mi opinión, está bien resaltar un extra de seguridad con la comprobación de las IP´s, para este tipo de situaciones. Pero, hay que tener en cuenta que una cosa es un dato determinado de una máquina simple, y la otra (que debe separarse de la forma correcta), es la integridad de una persona (física e intelectual).
    Aun así, si nos ponemos en el caso que se dice en este apartado, una persona que sepa y tenga una gran experiencia en este tipos de términos, podría saltarse fácilmente dicha seguridad, y además asociar una IP determinada a otra persona, que puede no tener ni idea. Entonces, ¿esta persona es culpable, y la anterior (que es la que sabe de verdad) es inocente?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s